¿Cómo afrontar el estrés en el trabajo? Estrategias para prevenirlo

estres en el trabajo

El estrés en el trabajo no es una novedad. Sin embargo, las empresas pueden aplicar diversas estrategias para disminuir las posibilidades de que esto tenga lugar al interior de la organización. Porque dado que se trata de una reacción que afecta negativamente el bienestar psicológico y físico de los colaboradores, esto puede traducirse en un descenso notable en los resultados alcanzados y, por consiguiente, no se alcanzan las expectativas en materia de rendimiento y objetivos.

A pesar de que los objetivos y los nuevos proyectos pueden ser disparadores del estrés en el trabajo, también es cierto que hay épocas con una mayor tendencia a generar estrés y angustia, como los contextos políticos, económicos y sanitarios de los países. Como se puede observar en un informe publicado en Statista, por Mónica Mena Roa, el año 2020 fue un récord de estrés para los trabajadores de todo el mundo, con la pandemia como causa transversal.

Pero, frente a las situaciones potenciales de estrés, ¿qué pueden hacer empresas como la tuya para evitarlo? ¡Veamos las siguientes estrategias para evitar el estrés!

1. Fomentar el trabajo colaborativo

El estrés laboral suele tener lugar debido a las relaciones entre los empleados. En muchas ocasiones, esto puede darse porque hay mucha competencia interna o porque aún no están del todo desarrolladas las habilidades blandas como la escucha activa. Estas habilidades son las que permiten el trabajo colaborativo, que de todas maneras debe incentivarse desde la empresa por medio de acciones prácticas, sobre las cuales te daremos algunos ejemplos más adelante.

Tal como se indica en un artículo de Crehana, la comunicación activa es una de las habilidades de mayor importancia para lograr una comunicación efectiva. Cuando los colaboradores asumen que es más relevante hacer silencio, prestar atención y concentrarse en el mensaje de la otra persona, se mejoran los vínculos comunicacionales y se reducen los idas y vueltas por falta de comunicación (esto último suele ser una de las causas del estrés en el trabajo).

La clave está en que el trabajo en equipo supone aplicar diversas habilidades. La escucha activa es tan solo una de ellas, pero no por eso es un punto menor. Desde luego, el hecho de que los equipos estén menos expectantes por responder inmediatamente y prioricen la resolución de los proyectos y la toma de decisiones, hace la diferencia y evita el estrés en el trabajo.

De lo contrario, suponer que las “cosas saldrán mal” porque hay ruidos en la comunicación o falta de entendimiento entre las partes, ya predispone a los equipos a sufrir estrés laboral. Esto puede revertirse mediante una estrategia que focalice en la importancia del trabajo colaborativo. Quizás te preguntes, entonces, ¿cómo fomentar el trabajo en equipo? ¿Cómo reducir el estrés en el trabajo por medio de la colaboración? Aquí algunas ideas:

  • Herramientas tecnológicas de comunicación: incorpora aplicaciones y plataformas que faciliten el intercambio de información entre los colaboradores para reducir el estrés en el trabajo que supone desarrollar actividades por cuenta propia con falta de feedback. Las integraciones de aplicaciones a plataformas de gestión de proyectos es una de las claves para unificar la comunicación y hacerla más ágil.
  • Ejercicios grupales: tienen efectos positivos en los equipos y contribuyen al incremento del rendimiento de los colaboradores, dado que facilita que todos se conozcan entre sí y puedan generar vínculos efectivos que se traducen en una mayor productividad (y menos estrés en el trabajo porque disponen de espacios para distenderse).

2. Brindar capacitación corporativa en habilidades blandas

Siguiendo lo mencionado anteriormente, las empresas pueden desarrollar programas de capacitación empresarial orientados a fortalecer las habilidades blandas de los colaboradores. Muchas veces, la falta de conocimiento de herramientas y las mejores prácticas para el manejo del tiempo y la organización de las tareas en tanto lo que es prioritario, urgente e importante, puede detectarse por altos niveles de estrés en el trabajo.

Desde luego, las habilidades blandas ayudan a los empleados a que sepan de qué manera gestionar las relaciones interpersonales, los proyectos y el día a día de la rutina del trabajo de una forma más eficaz, eficiente y con menos estrés laboral.

3. Ofrecer la mayor flexibilidad posible

Cuando se trata de ofrecer a los empleados beneficios que los ayuden a conciliar la vida personal y la vida laboral, la flexibilidad es uno de los puntos fundamentales que tiene un buen impacto respecto a la prevención del estrés en el trabajo. Porque, de esta manera, los colaboradores pueden elegir dónde trabajar (desde la casa, la oficina, un coworking o un híbrido para disfrutar “lo mejor de los dos mundos” -el remoto y el presencial-).

Las políticas que establecen medidas que contribuyen a que los empleados puedan disfrutar de su vida personal y tener una perspectiva más positiva acerca de lo laboral (no sólo como sustento económico sino para la realización personal), permiten disminuir los niveles de estrés en el trabajo y, por lo tanto, se obtiene un clima laboral más positivo.

Una pauta que facilita la toma de decisiones vinculadas con el bienestar de los empleados es tomar la iniciativa e implementar encuestas para detectar cuáles son sus intereses y necesidades, qué los preocupa y qué los motiva a permanecer en su puesto de trabajo.

4. Reconocer el esfuerzo de los empleados

Los colaboradores necesitan del reconocimiento de su esfuerzo y trabajo para estar más comprometidos con sus actividades diarias y evitar perder el foco de la misión y objetivos de la organización. Cuando los líderes reconocen sus esfuerzos, los empleados asumen una actitud más positiva y se sienten más motivados a seguir desafiándose a sí mismos y generar ideas innovadoras y disruptivas que contribuyan a un negocio más competitivo. ¡Una gran manera de prevenir la aparición del estrés en el trabajo!

5. Definir las responsabilidades de manera transparente

Otro de los escenarios o situaciones más comunes que generan estrés en el trabajo es el hecho de que los empleados asuman responsabilidades de más. Cuando los colaboradores tienen demasiadas tareas, entregables y objetivos, la falta de interés y motivación suele ser una de las consecuencias.

Es importante que los empleados no cuenten con demasiadas exigencias y que, además, dispongan de la formación constante y necesaria para afrontar todos los retos que tienen por delante.

Por esto mismo, los líderes de cada equipo deben trabajar en conjunto con el departamento de recursos humanos, para que los empleados no se sobrecarguen de tareas, dispongan de las herramientas necesarias para llevar a cabo su labor y se cuente con el personal necesario por equipo para alcanzar las metas planteadas. Además, esto favorece que los grupos de trabajo estén alineados y sincronizados, sin estrés en el trabajo.

como reducir el estres en el trabajo

Fuente: Pexels

¿Qué te parecieron estas cinco estrategias para prevenir o disminuir el estrés en el trabajo? Desde ya, es importante que estos temas se detecten a tiempo y no una vez que el rendimiento haya descendido abruptamente en todos los casos. Porque pueden dar lugar a más problemas. A nivel personal, podría desencadenarse la ansiedad; mientras que en el plano organizacional, esto puede significar la pérdida de proyectos o clientes e importantes sumas de dinero.

(Visited 10 times, 1 visits today)

Leave a Reply